19ene12 / Alejandro Rojas Díaz Durán pide disculpa pública, Manuel Camacho se la da


Carmen Aristegui (MVS): Después de leer este mensaje en Twitter que sube Alejandro Rojas Díaz Durán lo hemos buscado, lo encontramos, ya está en México, ya está de regreso de Madrid a México, y ahora que está llegando a México lo buscamos, le llamamos, para preguntarle y para saber exactamente a qué se refiere cuando hace estas afirmaciones en este mensaje. Alejandro, te saludo, buenos días y bienvenido.

Alejandro Rojas Díaz Durán: Buenos días, Carmen, buenos días a todo el auditorio que te escucha, gracias por la oportunidad, porque estoy totalmente sorprendido de lo que dijo Manuel Camacho, y no se lo voy a permitir, porque te doy el contexto y les platico.

En la conferencia que yo di con los corresponsales mexicanos en Madrid, que asistimos inclusive para recibir un premio por el trabajo turístico de la ciudad, en el marco de esa conferencia y al término de la misma, allá era como la 01:00 de la tarde y la hora de la ciudad y de México eran, tú sabes, siete horas antes, aquí eran las 6:00 de la mañana y haya eran las 12:00, 1:00 de la tarde.

Ese es el contexto, termina la conferencia y como le llaman coloquialmente en el medio periodístico, off the record, se me acercan los amigos, porque muchos de ellos son mis amigos, y me dicen que acaba de publicarse una encuesta en “Reforma”, ese día, que estaba saliendo, apenas viendo la luz del día aquí en la ciudad, y que en ella colocaba a Miguel Ángel Mancera, al doctor Mancera, en el primer lugar de las preferencias ciudadanas para ser el abanderado de las izquierdas de nuestros partidos.

Dicho lo cual el propio corresponsal de “Reforma” me dice y me pregunta, primero off the record, ¿cómo la ves?, como tú sabes, como se estila, prácticamente de pie, luego nos sentamos, qué opinaba, cómo veía las cosas porque ellos también están interesados en lo que sucede en México.

Aristegui: ¿Estaba acordado entre los dos que esa parte de la conversación era off the record? ¿Acordado explícitamente?

Rojas Díaz Durán: Una parte sí, otra la grabó. Una parte sí, off the record, que él la respetó, y la parte que se grabó y está grabada él la envió, y se pueden escuchar, me dicen que se escucha en…, ahí mismo.

Pero independientemente de eso el tema es el siguiente: yo le dije, porque regularmente cuando, allá en Madrid, es muy noche o de madrugada, y llego yo de compromisos me tengo que meter a mi correo para ver qué estaba pasando en mi oficina, como siempre lo hago cuando viajo, para estar al pendiente de todos los temas, de todas las agendas y de todos los pendientes de la Secretaría de Turismo.

Lo hago también como porque me envían información precisamente de lo que está sucediendo en el país, y de lo que sucede en particular en la ciudad, y muy particularmente de lo que está sucediendo en torno a este proceso de selección, porque todos saben que yo también aspiraba a ser candidato a jefe de Gobierno en este proceso electoral.

Aristegui: ¿Lo sabía Marcelo también?

Rojas Díaz Durán: Fue el primero que lo supo, y que se lo dije desde hace más de dos años, y además lo dije públicamente.

Bueno, luego entonces yo les dije ahí a los amigos, porque yo revisé temprano, precisamente en mis correos, en internet, y revisé las redes sociales, porque tengo una gente que me maneja, precisamente el tema, ahora sí que cibernáutico, donde toda la gente, o muchos participan, y suben allí encuestas, comentarios, encuestas de otros periódicos, de medios electrónicos, tendencias, votaciones que organizan, ahora sí que los que participan en estas redes sociales, de las cuales yo desconozco prácticamente todo, pero sin embargo me mandan una síntesis.

Y en esa síntesis yo le dije al corresponsal y a los otros amigos que estaban ahí presentes que yo tenía información “fresquecita” de que, precisamente por esa información “fresquecita” me estaba refiriendo a la mañana de aquí, de la ciudad, “fresquecita” porque para mí era, en mi horario, era la mañana de la ciudad.

Aristegui: Era el periódico del día.

Rojas Díaz Durán: Exacto, estaba yo amaneciendo políticamente, porque aunque yo esté en Madrid políticamente estoy en México.

Aristegui: ¿Pero no dijiste: la encuesta es de “Reforma”?

Rojas Díaz Durán: Sí, hablamos de la encuesta de “Reforma”, ese fue el contexto. ¿Por qué?, porque el mismo periodista y yo aludimos a la encuesta, es decir, sabíamos de lo que estábamos hablando, él y yo.

Aristegui: ¿El periodista del periódico y tú hablaban de la encuesta del periódico sin lugar a duda alguna?

Rojas Díaz Durán: Sin lugar a duda alguna. Y además le dije, yo añadí: No solamente esta encuesta, sino otras encuestas que se han publicado en varios medio en México, porque también estaba interesado en saber cómo estaban las cosas aquí. Entonces yo también informándole a él, digamos, diciéndole: mira, hay varias encuestas que se han publicado en otros medios de comunicación, en portales de internet, se organizan votaciones, y el mundo cibernáutico también aparecen precisamente tendencias que en las cuales al parecer el doctor Miguel Mancera lleva la delantera. Si es así, va a ser un excelente candidato, porque “vox populi, vox Dei”. Entonces, por lo tanto vamos a ver qué sucede.

Más o menos fue así el tono de la conversación. Yo jamás dije: uno, que estaba yo aludiendo a las encuestas que fueron contratadas por el DIA y acordadas por los aspirantes.

En primer lugar porque ni conozco a quiénes están haciendo las encuestas, no tengo el gusto de conocer a las tres casas encuestadoras, no tengo información ni privilegiada, ni confidencial, ni filtrada de las mismas encuestas que fueron levantadas este fin de semana pasado, en las cuales ya no estaba yo ni siquiera yo en la Ciudad de México, porque yo me fui el sábado.

Tres, no pretendí, ni hice ninguna llamada, ni tampoco solicité a nadie que me diera información sobre las mismas.

Cuatro, yo jamás intervine en el proceso, lo único que hice fue decirle a quien en ese momento era mi jefe en el gabinete, Marcelo Ebrard, cuando decido participar le digo, y además lo escribo en Twitter, que no voy a participar porque no están en las mejores condiciones para su servidor.

Pero sin embargo pondero que un marcelista debería ser el candidato a jefe de Gobierno y menciono que el único marcelista que está en esa contienda más cercano, sin demérito y sin descalificar a los compañeros y amigos que están aspirando, porque todos ellos son en lo personal, compañeros de lucha y amigos de hace muchos años, yo ponderaba a Mancera como el marcelista que debería continuar el proyecto del jefe de gobierno en la ciudad, por el buen gobierno que hemos hecho, o que hicimos juntos.

Aristegui: El tema te costó la Secretaría de Turismo.

Rojas Díaz Durán: Sí, pero déjame decirte algo. Yo he trabajado con lealtad y he sido un funcionario que creo que he cumplido con servirle a la ciudad, y estoy muy honrado con ello y muy agradecido con Marcelo Ebrard que me dio la oportunidad de servir a la Ciudad de México en turismo, y de haber colocado a la Ciudad de México como principal destino turístico del país, que no lo era.

Pero más allá de eso, lo que te quiero decir que esas declaraciones, cuando te narro la historia completa, eran las 12:00, 1:00 de la tarde en España, yo me voy a trabajar, tengo distintas reuniones, logramos inclusive que Fitur tenga por fin una alianza con FIT Mexico City, una feria mundial, y luego me voy al hotel, y me empieza a buscar medio mundo.

Me localizan, no servía mi Blackberry, mi teléfono allá en España, y yo estaba totalmente ajeno a lo que estaba sucediendo, no llegué a ver mis correos, llegué a comer, ya tarde, como a las 6:00, 7:00 de la noche.

Entonces me llaman de parte del licenciado Manuel Camacho, me habla Luis Humberto Fernández, que me localiza a través de un teléfono de otro de mis colaboradores que estaba ahí.

Dice, Humberto Fernández me pregunta: “Alejandro, qué fue lo que declaraste”. Y le pregunto, ¿por qué?, yo ignorando qué estaba sucediendo, precisamente en la red, digamos, en el espacio cibernáutico y en los portales.

Aristegui: Y en el gobierno de la capital.

Rojas Díaz Durán: Claro, y ahí en la Jefatura de Gobierno. Dice: “porque te adjudican que tú das como ganador de las encuestas a Miguel Mancera”. Digo: no, eso es totalmente falso, eso yo nunca lo dije. Y ya le dije lo que te acabo de repetir. Le dije: de ninguna manera. En primer lugar porque no tengo información; segundo, porque esa información la tiene Manuel Camacho seguramente… primero me dijo: “te voy a pasar a Manuel Camacho. Luego me dijo, espérame, está ocupado”, y me empezó a decir él: “es que aquí se convirtió ya en un problema tu declaración”.

Le digo: bueno, la verdad es que ni siquiera la he visto, a ver léemela. Y me lee la declaración, y le explicó lo que te acabo de explicar. No, yo me refería a lo que es del dominio público, que es la encuesta de “Reforma”, y que esa encuesta está circulando -me imagino- en México, y me imagino que ha tenido un impacto.

Por lo tanto, lo que yo dije, uno, no va a afectar el resultado de la encuesta porque ya fue levantada; dos, es mentira que yo dije que fuera la información de las encuestadoras oficiales, porque yo no tengo acceso a ellas; tercero, sí estoy cometiendo, en todo caso, un gesto de solidaridad, o de apoyo a quien yo ya había apoyado antes, es decir, no era ni un albazo, no era de otras cuestiones, pero te concluyó diciendo lo siguiente:

Me dice Luis Humberto, “bueno, ya entendí”, inclusive me dice, y le pregunto, qué dice Manuel Camacho, “dice que no hard feeling”, o sea, no hay problema; ah, dije, bueno, o sea, está bien, yo de todas maneras voy a hablar con el corresponsal.

Cuelgo y le llamo al corresponsal, y efectivamente él me dijo: “oye, más o menos así fue”. Dice: yo aclararía, pues sí, que estábamos hablando de esta encuesta, de ‘Reforma”. Y le subrayé: oye, es que yo jamás te dije que eran las encuestas oficiales, porque no…, o sea, eso no te lo pude haber dicho. Coincidimos en eso, ¿eh?, además es muy profesional, muy responsable, me dijo: “sí, me queda claro”.

Bueno. Luego me empiezan a buscar de la oficina del jefe de Gobierno y, efectivamente, tomó la llamada y muy afectuoso, como siempre lo ha sido conmigo Marcelo Ebrard, me dice: “Alejandro, este tema me está ocasionando un problema muy serio, evidentemente esta declaración está poniendo en riesgo el proceso y, bueno, finalmente ya después platicaremos cómo estuvo, pero por lo pronto…”

Y le dije: Marcelo, te pido una disculpa, antes que nada, porque, efectivamente, tú instruiste que no manifestaremos expresiones. Yo lo dije aquí en España, efectivamente, también no me justifico, pero te digo que ya la encuesta fue levantada.

O sea, lo que yo opiné no va a cambiar nada, porque además yo no dije que ganó Mancera, yo lo único que dije fue que la tendencia de esas encuestas y de la de “Reforma”, de la cual estaba yo hablando con el corresponsal, era precisamente una tendencia que a lo mejor ganaría Mancera, pero de eso a que yo haya dado hubo un ganador, no; pero entiendo el problema en el que estamos y te voy a dar mi renuncia. Dice: “Te la pido”. Okey.

Y me habla Alfonso Brito, y le dictó a Alfonso Brito mi renuncia irrevocable, para que no quedara duda de que no estaba interfiriendo en el proceso, que no era mi intención -obviamente- dinamitar o poner en riesgo además este asunto que ha sido muy complicado, reiterar mis respetos y mi disculpa precisamente, primero, al jefe de Gobierno, a los contendientes, a los aspirantes y, evidentemente, a todos en general. Y ahí está mi renuncia.

Luego, acto seguido, te lo comento porque me vengo enterando, o sea, ya renuncio y me dice Marcelo: “luego platicamos”. Incluso ayer antes de venirme, yo andaba consiguiendo ya vuelo para regresarme. Dije: bueno, ya no soy secretario, ya mejor me voy a mi casa, ¿no?, ya, voy a seguir haciendo política donde yo lo sé hacer, voy a seguir promoviendo la Constitución de la ciudad y voy a seguir luchando por el proyecto en el que creo.

O sea, yo con Marcelo Ebrard no tengo absolutamente ninguna dificultad política ni personal. Entonces, pero…

Aristegui: Pero.

Rojas Díaz Durán: Me entero en el avión, ahorita de regreso, de todo lo que dijo Manuel Camacho.

Aristegui: De eso hablaremos, Alejandro Rojas Díaz Durán, si me lo permites, después de la pausa.

Rojas Díaz Durán: Sí, claro.

(PAUSA)

Aristegui: Alejando Rojas Díaz Durán, entramos en la recta final de esta conversación. Has planteado todo este tema respecto a lo que dijiste en Madrid, y bueno, te llamamos a raíz de que hace ratito escribiste estos mensajes en Twitter, donde dices: “vengo llegando la Ciudad de México, leí lo dicho por el coordinador del DIA, Manuel Camacho, estoy sorprendido con él. Con respeto, pero con firmeza, le exijo una disculpa pública porque me ha insultado, ofendido, calumniado, ocasionándome daño moral y político, y no se lo voy a permitir”. Eso es lo que dices, Alejandro, y en eso estamos en la conversación.

Rojas Díaz Durán: Y en eso estoy, y en eso exigiré precisamente, porque soy objeto, me estoy dando cuenta, de casi un linchamiento político, cuando yo no me referí a las encuestas, que él sabe bien, que él tiene en su poder, y que a él le informan. Entonces él está mintiendo cuando dice que yo intervine, o que yo filtré, o que yo…

Aristegui: ¿Qué de lo que dijo Camacho es lo que…? ¿Qué parte de lo que dijo Camacho es lo que estás reclamando?

Rojas Díaz Durán: Pues me dijo que yo…

Aristegui: Dice que fuiste imprudente, que confundiste y que enredaste. ¿Esto es lo que te molesta?

Rojas Díaz Durán: Me molesta, y mucho, porque él de veras no tiene la autoridad moral para decírmelo a mí, para empezar. Segundo, yo no soy ningún irresponsable, yo lo que me referí fue a una encuesta del dominio público, no era ni una encuesta privada ni era una encuesta que yo me saqué la manga, es una encuesta de “Reforma” que en ese momento circulaba por todo el país, a esa encuesta me referí, y a otras encuestas que han publicado medios de comunicación, por lo tanto yo no interferí en el proceso.

Sí cometí el error, y eso ya lo pagué con Marcelo Ebrard, de haber pronunciándome por alguien a quien yo ya venía apoyando, que es Miguel Mancera, pero eso no cambia el resultado de la encuesta, porque la encuesta ya fue levantada.

Tampoco enredé las cosas que yo no soy nadie para enredar las cosas de la izquierda, yo siempre he sido de izquierda, ¿eh?, él no. Entonces no le voy a permitir a Manuel Camacho que me caiga a mí una andanada de desprestigio y de difamación, porque para mí es una calumnia, me está ocasionando daño moral y político, porque yo lo único que hice, el único error que cometí -y eso ya lo pagué renunciando a mi cargo- es precisamente haber expresado una opinión, que no solamente la expreso yo, la expresa mucha gente, sobre distintos aspirantes.

Aristegui: Déjame plantear, Alejandro, el asunto de esta manera. ¿Frente a qué estamos? ¿Frente a un desprendimiento, una ruptura -uy, lo voy a decir así- con tu padre político?

Rojas Díaz Durán: Él no es mi papá político. No, yo…

Aristegui: Porque si me atengo… déjame plantearlo así, déjame plantearlo así: Manuel Camacho Solís es la figura política que ha estado cerca, bueno, que ha estado cerca tanto de Marcelo Ebrard como de ti y de otras personas a lo largo de los años.

Tu trayectoria y la de Marcelo en diferentes momentos han estado asociados a la de Manuel Camacho, y viceversa, lo dije en esa manera para llegar al tema que tú sabes que es importante en la biografía de los tres. No es tu padre político pero es una relación absolutamente histórica.

Rojas Díaz Durán: Sí, pero espérame, yo nunca he sido empleo de Manuel Camacho, jamás. Mi tutor político y mi primer maestro político fue Porfirio Muñoz Ledo, y que hoy es mi amigo. Segundo, mi aliado político, y con el que he hecho una trayectoria personal, es con Marcelo Ebrard.

Aristegui: Y él con Camacho.

Rojas Díaz Durán: Bueno, sí, pero hay una diferencia, y te voy a decir cual, y te voy a poner un ejemplo: en el año 2000, cuando teníamos el Partido Centro Democrático, que construimos juntos, yo propuse junto con Marcelo Ebrard que declináramos a favor de Andrés Manuel López Obrador precisamente para que no ganara aquí la derecha.

Manuel Camacho se opuso y le ganamos en una votación; es decir, no somos, están, estamos tal vez en la mismo, pero no somos iguales, ¿eh?, yo siempre estuve en la línea democrática que tú recordaras: yo fui dirigente juvenil de la corriente democrática cuando él era secretario general del PRI; yo fui dirigente juvenil de la corriente crítica en la ciudad, y fui un crítico del PRI siempre.

Por lo tanto no, mi proyecto político no está asociado a él, yo con el que hice coincidencia, trayectoria política y construí un proyecto que lo llevó a la Jefatura de Gobierno con Marcelo a la cabeza, es su servidor, ¿eh?

Entonces, yo siempre he estado de este lado. Entonces no somos lo mismo. Yo reconozco a mi jefe político, que es Marcelo Ebrard, pero no voy a permitir que Manuel Camacho mienta, me ofenda y me calumnie. No, de ninguna manera, ¿eh?

Aristegui: Dices, Alejando Rojas Díaz Durán, en tu mensaje publicado hace unos minutos, que exiges una disculpa pública y que no se lo vas a permitir. A ver, ¿y qué entiendo por eso?

Rojas Díaz Durán: Por supuesto. Pues vamos a esperar que dice él, yo voy a esperar, espero que él rectifique, porque yo no puse en riesgo nada, de ninguna manera, y él no debió haberse expresado así de alguien que en sus momentos más difíciles -que lo recuerde- yo lo ayudé, lo apoyé y me solidaricé cuando ni siquiera le levantaban el teléfono. No lo voy a permitir porque Manuel Camacho me debe más que una explicación, me debe además de la disculpa pública reivindicar mi persona pública y mi posición política.

Porque de ninguna manera, Carmen, yo voy a permitir ahora con que alguien porque es el coordinador de esta aglutinación de izquierda se sienta con la autoridad moral para descalificarme, y menos Manuel Camacho. A mí, por supuesto que no, no se lo voy a permitir. Y si no se disculpa públicamente ya veré qué procede.

Aristegui: ¿Como qué?

Rojas Díaz Durán: Le doy el beneficio de la duda, yo espero que rectifique Manuel Camacho, es un hombre inteligente, es un hombre sensible, y él sabe mi historia. Así que nada más le estoy pidiendo con respecto, con respeto, pero con mucha firmeza, que se disculpa por haberme dicho, y haber dicho lo que dijo.

Aristegui: Alejandro Rojas Díaz Durán, estaremos a la espera de lo que diga Manuel Camacho sobre este tema. Por lo pronto te agradezco que me hayas tomado esta llamada ahora que estás casi bajándote del avión, por lo que entiendo.

Rojas Díaz Durán: Pues fíjate que me acabo de bajar del avión, te digo que venía, y apenas, perdón, pero apenas voy a desayunar, y voy a bañarme, y voy a ir a ver a Marcelo Ebrard, quien es mi amigo y a quien considero mi jefe político, para explicarle y obviamente para también platicarle cómo estuvo el tema, y finalmente reiterarle mi lealtad, mi compromiso, mi vocación, porque no tengo más que agradecimiento con él.

Hizo bien en solicitarme la renuncia y yo en redactarla, y también hicimos bien en caminar juntos. Yo creo que merezco también de parte de Marcelo Ebrard por 20 años de trabajo político, donde -como te digo- he contribuido mucho más a este proyecto que errores cometidos.

Así que yo confío en su sensibilidad política, en la amistad y en la inteligencia, y en eso estoy. Pero Manuel Camacho es otra cosa.

Aristegui: Pues ahí está. Alejandro Rojas Díaz Durán estamos al habla, te agradezco que me tomes la llamada esta mañana, buenos días.

Rojas Díaz Durán: Gracias Carmen, buenos días al auditorio.

9:01

 

Carmen Aristegui (MVS): Hablamos hace unos minutos con Alejandro Rojas Díaz Durán, hoy exsecretario de Turismo del gobierno de Marcelo Ebrard y, bueno, Alejandro -pásenme el Twittter de Alejandro Rojas Díaz Durán, si me lo pasas Kiren, para decirlo textualmente- está pidiéndole a Manuel Camacho Solís que se disculpe públicamente por sus declaraciones respecto a las declaraciones que hizo Díaz Durán en Madrid, España, respecto al marcelista que iba en las encuestas arriba, que en este caso era el doctor Mancera, como se sabe.

Ya escuchamos todo lo que planteó Alejandro Rojas Díaz Durán, y leo el tweet para que volvamos al tema, porque está en la línea telefónica el propio Manuel Camacho Solís, cosa que le agradezco.

Dice Rojas Díaz Durán: “Vengo llegando a la Ciudad de México, leí lo dicho por el coordinador del DIA, Manuel Camacho, estoy sorprendido con él. Con respeto, pero con firmeza, le exijo una disculpa pública porque me ha insultado, ofendido, calumniado, ocasionándome daño moral y político, y no se lo voy a permitir”.

Se refiere, efectivamente, a las declaraciones de Manuel Camacho Solís que, bueno, aquí comentamos también ampliamente sobre este tema. Manuel Camacho Solís, te saludo esta mañana, buenos días y bienvenido.

Manuel Camacho Solís: Buenos días, mucho gusto en saludarte Carmen. Sí, escuche lo que dijo Alejandro y, mira, quiero decirte que sí estoy sinceramente apenado de que se haya dado esta interpretación, me parece que él está en todo su derecho de buscar una aclaración y pido una disculpa pública si lo que yo dije él lo interpretó como lo ha interpretado.

Me parece que todo lo que dijo del pasado, de que él me ayudó, de que… no sólo eso, en un momento muy difícil de mi vida, cuando tenía un enfrentamiento fuerte con el gobierno de Zedillo, Alejandro Rojas fue en el único diputado en la Cámara de Diputados que me defendió cuando se reformó la Constitución para que yo no pudiera participar en las elecciones. Entonces yo no voy a olvidar todas esas cosas buenas, positivas, amistosas y además de valentía política que tuvo Alejandro para con mi persona.

En lo que se refiere a este acontecimiento, pues sí, para mí fue un momento difícil porque las declaraciones que salieron en “Reforma” sí provocaron que Alejandra Barrales entendiera que había una línea del gobierno de Marcelo Ebrard que estaba cargando el proceso interno.

Yo estaba precisamente con ella platicando, tratando de convencerla de que no era el caso, cuando se dio esta comunicación, que es absolutamente cierta, entre una persona que trabaja conmigo y con él.

Entonces yo cometí dos errores: uno, no hablé personalmente para tener todos los detalles. Pero también le pido que él entienda que era una circunstancia muy complicada y que lo que no podía abrirse es ninguna posibilidad a que se pensara que, en efecto, lo que se leyó en el comunicado de “Reforma” pudiera dar una mala interpretación.

Pero yo no voy a discutir con él sobre todas esas cosas del pasado, porque tiene él razón en prácticamente todo lo que dice. Creo que es un hombre con grandes cualidades políticas, es un gran orador, es un amigo, y algo que me parece totalmente, digamos, justo de su parte.

O sea, no se vale que porque en algún momento dado hay una circunstancia que le es a uno desfavorable eso lo descalifica a uno para el resto de la vida. Si alguien cree en eso soy yo, entonces yo estoy seguro que Alejandro va a seguir teniendo una vida política exitosa, tiene mucho que ofrecer en la ciudad, en el país, y todo lo que dice de que ha luchado por la democracia, tiene toda la razón.

Entonces, a mí no me cuesta ningún trabajo pedirle una disculpa por haber dicho algunos adjetivos que eran innecesarios, ya el solo hecho hubiera sido suficiente, uno también a veces comete errores en la vida.

Aristegui: Esto es pues la disculpa pública que está solicitando vía Twitter Alejandro Rojas Díaz Durán, que Manuel Camacho…

Camacho Solís: Sí, y lo hago además con agrado, digo, con la enorme simpatía que le tengo. Nada más le pido que él entienda que sí, esa información, en ese momento, sí nos generó una gran incertidumbre aquí, y yo ya lo platicaré con él para que vea que no fue una cosa menor, sino fue una cosa en ese momento complicada.

Pero bueno, ya está superado eso, ahora lo importante es que todos estemos juntos en la defensa de un proyecto progresista en la ciudad y en el país.

Aristegui: Nada más que aquí hay un pequeño detalle, Manuel, que es que Alejandro perdió su secretaría, bueno, la secretaría que encabezaba, dejó de ser secretario como consecuencia de esto, ¿esto es injusto, a la luz de lo que has visto en los últimos días?

Camacho Solís: Yo creo que hay cosas, en un momento dado, en donde se tienen que tomar decisiones, a mí me parece que finalmente no había manera de convencer a la otra parte de que ésa no era una línea oficial, sino se tomaba una decisión fuerte.

Aristegui: ¿La otra parte era Alejandra Barrales?

Camacho Solís: Sí. Ella cómo iba a creer que no era cierto si parecía que se estaba protegiendo esa posición. Pero además él ya lo aclaró, él fue el que le ofreció el jefe de Gobierno su renuncia.

Pero vamos, esto no termina el día de hoy, me parece que viene todo el proceso político y después, además de toda la explicación valiente y todo lo que da, entre otras cosas yo tendré toda la simpatía para que Alejandro en el futuro inmediato pueda seguir con su carrera política, porque además lo merece.

En esto de la política ninguno somos perfectos, lo que importa es, como en el béisbol, es el árbitro, es decir, a veces comete uno un error, pero si frente a este error hay 50 aciertos tenemos no sólo que ser justos sino ser profesionales de la política, y Alejandro es un político profesional.

Ahorita lo que necesitamos es consolidar la propuesta progresista en la ciudad e ir a la campaña nacional para apoyar desde mi punto de vista al candidato López Obrador, y yo estoy seguro que Alejandro va a ser parte de eso, y que además que le va a ir muy bien en la política, tiene todo para que esto no sea más que una pequeña circunstancia en una carrera donde estas cosas a todos nos pasan, nos han pasado, pero ahí es donde se mide la entereza de las personas, qué bueno que reaccionó y qué bueno que defiende su posición.

Aristegui: Ahí está la disculpa que se te solicitó por parte de él. Y ahí está la espera de lo que hoy se va a anunciar. Danos los detalles de a qué hora, en dónde y cómo va a ser lo de la presentación de los resultados de la encuesta, de las encuestas.

Camacho Solís: Está prevista para hoy a las 6:00 de la tarde, va a ser en el Hotel Marriott de Reforma. Y lo que será el programa, será que se presentará primero la auditoría y después se presentarán los resultados de cada una de las casas encuestadoras, esto se hará ante los medios de comunicación y toda la información estará accesible a los medios, a los ciudadanos, y desde luego los precandidatos, para que la puedan conocer a profundidad.

Es un proceso muy cuidadoso, muy serio, no creo que en la historia del país vaya a haber un ejercicio de investigación de opinión pública tan riguroso como el que se ha hecho en este caso, entre otras razones porque el tamaño de las encuestas era de tres mil cada una, con las mismas preguntas, es una muestra de tres mil en la ciudad, con tres empresas de lo más prestigiado, y además se hizo una auditoría, que nunca se ha hecho, un práctico acompañamiento de todo el proceso por parte de una empresa de supervisión altamente calificadas.

Entonces, me parece que la parte técnica de este ejercicio va a ser algo que nos va a dejar a todos satisfechos. Ahora, desde luego la política es complicada, alguno ganará, otros no ganarán, pero yo espero que todos tengamos la prudencia y la serenidad para darnos cuenta de que todos esos procesos, desde la decisión que tomó Marcelo Ebrard con Andrés Manuel, a lo que han llevado es a fortalecer la posición progresista.

Estamos entre 10 y 14 puntos arriba de lo que estábamos hace apenas ocho semanas en la Ciudad de México, y creo que esto es lo importante, finalmente se está reconociendo el buen trabajo que ha hecho Ebrard en esta ciudad, la buena administración que hubo entre las administraciones de izquierda, que vienen desde Cuauhtémoc Cárdenas.

Y creo que además en términos de lo que está pasando hoy en el país es una especie de demostración de que sí se pueden hacer los temas de seguridad, los temas de política social, de derechos humanos, los derechos de las mujeres, con un proyecto diferente, pero que además es aplicable, y es el proyecto que vamos a defender en la ciudad, y es el proyecto que vamos a defender en el país, en una circunstancia tan complicada, tan peligrosa como la que vive hoy México.

Aristegui: Pues ahí está, Manuel Camacho Solís, el tema y los temas en cuestión. Te agradezco que nos hayas tomado esta llamada telefónica sobre el comentario de Rojas Díaz Durán, seguiremos de cerca lo que venga y estaremos al pendiente de lo que anuncian el día de hoy. Buenos días y hasta la próxima.

Camacho Solís: Buenos días, gracias, hasta luego.

9:52

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s