La investigación tiene que mantener el sigilo: Castillo (Entrevista con Oscar Mario Beteta)


Oscar Mario Beteta (R. Fórmula): Bueno, vamos a platicar con el licenciado Alfredo Castillo, quien es subprocurador de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo de la Procuraduría General de la República. Señor, muchas gracias.

Alfredo Castillo: Muy buenos días, a ti y a todo tu auditorio, a tus órdenes.

Beteta: Bueno, estuvimos muy atentos a esta explicación que da usted, fue el martes, el martes pasado, sobre la triangulación de los recursos que… ¿Se diría presuntamente o ya es un hecho que se desvían del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación?

Castillo: Es un hecho que hay estas transferencias a otras personas físicas y morales y que a su vez, a través de ellas, existe una dispersión de recursos para objetos diversos a los que podría ser propios de un sindicato, que en este caso, las cuentas forman parte de aportaciones de sus trabajadores.

Beteta: Bueno, es un cuadro muy complejo el que explica usted en pocos minutos, se habla, hasta el momento, de tres implicados ya detenidos.

Castillo: Así es. Tenemos el caso de una persona que recibe más de mil 600 millones de pesos, una persona, como persona física. Otra persona que también recibe una cantidad importante de recursos, por un lado, en una cuenta más de 122 millones de pesos y por otra, más de 30 millones de pesos, y tenemos depósitos a una persona moral que también recibe no sólo cantidades también millonarias.

En el caso de esta persona física, casi 120 millones de pesos también del sindicato y la persona moral, 22 millones, pero todos estos recursos que suman casi dos mil millones, casi dos mil millones de pesos, son los que se han podido detectar, primeramente, por transferencias internacionales a lo que hizo referencia el señor procurador, el tema de aviación, de centros médicos, de galerías de arte, de compra de inmuebles y de este tipo de hechos que ya fueron dados a conocer a los medios de comunicación.

Ahora hay que ver si de estas cuentas internacionales, también cuánto dinero se ha movido a través del sistema bancario, pero ya propiamente en México y quiénes han sido estos beneficiarios que, en su momento, pudieron ser fuente de ingresos para ellos y que no fueron reportadas al fisco.

Beteta: Estos dos mil 600 millones de pesos que se han detectado, ¿son devoluciones que hizo el fisco al sindicato?

Castillo: No, en estas cuentas se ha podido detectar que del 2008 al 2012 el total de recursos reales de los estados de cuenta, tanto de Nora como de Isaías y José Manuel, que son las tres personas físicas detenidas, así como de una persona moral, en donde los socios son José Manuel e Isaías, ellos tienen depósitos reales por dos mil 500 millones de pesos y aparte lo que vienen siendo las dos personas morales, tienen depósitos por casi 15 millones de dólares, que serían 170 millones de pesos adicionales.

Ellos, en sus declaraciones fiscales reportan ingresos, por supuesto, no sólo inferiores a esto, sino totalmente fuera de contexto que pudieran hacer este tipo de dinero. También, como lo comentaba en su momento el señor procurador, imagínate que hay depósitos por dos mil 500 o 600 millones de pesos y ese dinero básicamente, de manera inmediata, es sacado de esas cuentas, o sea, hay una correspondencia entre la entrada y la salida de recursos, no permanecen.

Son, no sólo se realiza esta figura de la dispersión, sino además se llevan a su mínima expresión para muchas transferencias, ya sea por cheques de caja o algunos depósitos a personas físicas y morales que se van diluyendo, precisamente, para que pueda ser difícil su rastreo y ver el origen de estos recursos.

Beteta: Entonces -perdón que insista-, ¿cuánto fue devoluciones que hace el fisco al sindicato y cuántos ingresos del sindicato y de dónde provenían, pues? ¿Cómo se llega a estos dos mil 600 millones de pesos?

Castillo: Bueno, déjame decirte algo. Sin entrar en el tema de devoluciones, porque además tiene un régimen fiscal excepcional los sindicatos, ¿no?

Beteta: Sí.

Castillo: O sea, digamos, para que fuera una devolución ellos tendrían que haber enterado algún impuesto, y ellos están ajenos a este régimen, pero sólo de ésas dos de las 81 cuentas detectadas a este sindicato, ellos en tres años, que son el periodo analizado, del 2009 al 2012, tienen depósitos reales por ocho mil 385 millones de pesos, y retiros por esa misma cantidad.

Entonces éste es el punto, que al final de cuentas, si fuera un manejo transparente y tú tienes tus cuentas, digo, por algo tienes 81 cuentas, podrías hacer las compras, o el dinero tal cual como se necesita, viniendo del origen de esa cuenta del sindicato.

Esto es, si el sindicato quiso comprar a lo mejor un avión, pues el sindicato no necesitaba hacer tanta triangulación; si el sindicato quiso comprar casas en San Diego, pues tampoco tenía por qué crear una persona moral que hiciera depósitos en Suiza, que de Suiza se fueran a Liechtenstein, de Liechtenstein a otra persona moral, simple y llanamente pudieron haber hecho el depósito tal cual y darlo a conocer.

Ahora, lo que se está sancionando en este caso…

Beteta: Perdón que lo interrumpa, señor procurador, ¿y eso hubiera sido legal? Porque volvemos a la teoría de que ninguna cuenta de ningún sindicato se puede auditar, ¿o cómo estamos ahí, en este principio?

Castillo: Digamos que… A mí me preguntaban ayer, me decían: “Oiga, ¿entonces no se podía comprar, por decir, una ropa de lujo?” Y decía: “Bueno, vamos a entrar al mundo de lo correcto, lo incorrecto, lo ético, lo no ético”, pero ya cuando se maneja todo el sistema financiero y se hace todo este ocultamiento del origen de los recursos, pues entramos ahora sí a un tipo penal en específico.

Y lo digo, porque si mañana el total de las personas que aportan los recursos dijeran: “Nosotros estamos de acuerdo que de nuestras aportaciones estas personas puedan comprar casas, galerías de arte y hacer todo lo que ustedes quieran”, entonces posiblemente no haya una administración fraudulenta si ustedes lo permitieron, pero no puedes tener un régimen excepcional fiscal para un sindicato, para que haga las cuestiones propias del objeto social de ellos, para que tú hagas otra serie de actividades en donde tienes un régimen fiscal de excepción y no vas a pagar impuestos, porque entonces todo el mundo crearía sindicatos para no pagar impuestos.

Beteta: Pues sí, esto es interesante; entonces en otras palabras, señor subprocurador, para ponerlo de manera sencilla con base en esto que usted menciona, si no hubieran hecho un camino tan sofisticado para utilizar estos recursos, vamos a decirlo así, compras superficiales, ¿no hubiera habido ningún problema?

Castillo: Mira, lo pongo así, Oscar Mario, digamos, quien compró la casa, por decir, de San Diego por poner un ejemplo, alguien diría: “¿Quién compró esta casa?” “Ah, pues la compró una persona moral”. “¿Y de dónde sale el dinero de la persona moral?” “Pues viene de una cuenta de Liechtenstein”. “¿Y está cuenta de Liechtenstein quién la aperturó?” “La aperturó otra persona moral, pero en Suiza”. “¿Y esta persona moral?” “Ah, bueno, es que ésta recibió dinero del sindicato”, y ahí se ve el ocultamiento y toda esta serie de pasos que tienen las transferencias y de más, pues ¿por qué no la compro de manera directa?

Beteta: ¿No hubiera habido problemas si dice: “Bueno, sí, compré dos casas”, y ya?

Castillo: Bueno, a lo mejor el tipo penal no sería operaciones con recursos de procedencia ilícita, donde se habla de transferir recursos para ocultar su origen, y a lo mejor podríamos estar hablando de un mal uso de recursos o una administración fraudulenta en perjuicio de los trabajadores, y ahí sí se hubiera requerido la denuncia o la querella por parte de los agremiados, que a ellos les quita el dinero de sus cuentas, y a lo mejor habría que preguntarles si están de acuerdo con que sea para ese fin, pero sería otro tema.

Beteta: ¿Entonces si no hubieran triangulado los recursos, sería otro tipo de investigación y averiguación, o acusación?

Castillo: Yo diría, si no existiera todo este uso de transferencias utilizando el sistema financiero para ocultar el origen lícito, entonces ¿en qué momento se da la ilicitud? Desde el momento en que se dan una serie de pasos para ocultar el origen de los recursos, desde el momento en que dicen: “No queremos que de la cuenta del sindicato que se pague a Neiman Marcus, y que parezca que es una persona física la que hace esos pagos”, o “no queremos que sea el sindicato el que se gaste dos millones y medio de dólares en galerías de arte”.

Ah, bueno, sigamos, dirían por ahí “no hagas cosa buenas que parezcan malas”, pero si aquí las personas físicas jamás declararon ser terceros autorizados por el sindicato para manejar recursos, si no tenían una actividad empresarial, si ellos se declaran como personas físicas, pues pongámoslo de esta manera, ¿qué pasaría si el día de mañana, Oscar Mario, saliera que tú, de manera personal y física tienes dos mil millones de pesos en tus cuentas y tú haces pagos de todo tipo? Pues, yo creo que tú serías el primero en decirle a la persona que te depositó dos mil millones: “Oye, yo estoy incurriendo posiblemente en un delito si estoy haciendo todas estas triangulaciones, si yo no los estoy declarando al fisco y si yo me estoy prestando de entrada a hacer esta dispersión de recursos a un número importante de terceros o de beneficiarios”.

Beteta: Entonces, a manera de resumen, señor procurador, con base en esto, cualquier cuenta, de cualquier sindicato es auditable siempre y cuando haya operaciones o se detecten operaciones, por decirlo así, irregulares.

Castillo: Bueno, es diferente, Oscar Mario, la cuenta no está siendo auditada, lo que está haciendo revisado son las transferencias en movimientos inusuales y entonces donde se hace todo el tema de la triangulación, digamos.

El dinero está en el sindicato y del sindicato como cuenta tal cual, sale un recurso a un persona física, tu dirías: “Eso no puede ser objeto de que se audite”; pero si tú ya ves que esta persona no está autorizada por el sindicato y que va a fines diversos a los del sindicato y hay una dispersión de ocho mil millones de pesos o en este caso ya acreditados dos mil millones de pesos, entonces sí podemos decir que los sindicatos, si bien es cierto pueden tener un régimen fiscal excepcional, también es cierto que no pueden estar fuera de la ley para otro tipo de actividades.

Beteta: Andele, eso es bien interesante lo que dice. Entonces, el error fue haber sofisticado el mecanismo para gastar el dinero de la bolsa del sindicato, hayan sido devoluciones del fisco, o dinero del gremio, pues.

Castillo: Así es.

Beteta: De los agremiados.

Castillo: Digo, no quisiera utilizar (inaudible) estos casos, pero digamos que en estas situaciones de servidores públicos que muchas veces salieron en los medios de comunicación, de depósitos en otros países y triangulaciones y con nombres diferentes y prestanombres y demás. Pues bueno, ésta es una operación con recursos de procedencia ilícita, porque le estás quitando tú la licitud, desde el momento que tú estás haciendo un ocultamiento y haces una serie de transferencias para ocultar el origen de estos recursos, porque no quieres que sepan que salen de, no sé, de alguna, no quisiera tomar estos ejemplos.

Pero el punto es, que al final de cuentas si estás hablando de un tema lícito, pues no tienes que ocultar el origen de los mismos.

Beteta: Bien, esto queda bien claro y es importante lo que usted menciona, señor procurador. Y una pregunta que se ha repetido muchas veces, ¿cuándo inicia y por qué la averiguación de estas operaciones con recursos de procedencia ilícita y si fue un depósito menor, por ponerlo así, de dos millones 600 mil pesos, lo que enciende el foco de rojo intenso?

Castillo: Sí. Mira, te lo pondría con este ejemplo para que el auditorio lo entienda mejor. Son una gran cantidad de operaciones que se llaman sospechosas o inusuales, que en este caso la Unidad de Inteligencia Financiera o la Secretaría de Hacienda puede detectar.

Pongamos un ejemplo, alguien está haciendo su casa y le deposita al arquitecto; a lo mejor un día se ve un depósito inusual en una persona física que tiene un depósito por dos o tres millones de pesos, pero se checa y canaliza o se investiga, y te das cuenta que esos recursos salen que al albañil, que al electricista, que a los muebles, etcétera. Y a la mejor, esta persona está cometiendo un error, porque el hecho que haya ingresado a su cuenta, pues pareciera que es un ingreso y que se tiene que declarar al fisco. Y a la mejor por omisión o por lo que tú quieras a esta persona se le hizo fácil de ahí pagar los recursos de la casa. ¿Sería esto lavado de dinero? No, pero posiblemente podría dar lugar a algún tipo de revisión por parte del SAT para ver si es un ingreso o no es un ingreso.

Pero por el otro lado, si tú detectas estos mismos dos millones y medio de pesos en una cuenta y dices: “Ay, pues vamos a ver quién se los depositó y demás” y te das cuenta que tiene mil 700 millones de pesos en depósito; tú dices: “Bueno, ya mil 700, ya no checa”; si no, dices: “Bueno, a la mejor esos mil 700 se fueron a hacer un edificio del SNTE que costó mil 700 millones de pesos”; tu dirías: “Bueno, a lo mejor tampoco fue lo correcto, pero está totalmente determinado que todos estos recursos, que independientemente se le hayan depositado a esta persona en específico fueron para las ventanas, para los techos, para los muebles, etcétera, etcétera, etcétera, de un bien inmueble que va a formar parte del sindicato”; ah, bueno, pues tampoco podrías decir mayor cosa.

Pero si a partir de ahí creas personas morales, éstas hacen depósitos a un país, después a otro país, después creas otra persona moral y empiezas a comprar inmuebles y demás, entonces ahora sí ya estás utilizando el sistema financiero, pretendes ocultar del origen estos recursos y entonces estás teniendo un régimen fiscal excepcional, cuando éste es para el sindicato, para el beneficio del sindicato y no para beneficios personales, de -en este caso- la presidenta del sindicato.

Beteta: Ahora, se investiga, señor subprocurador, ¿cuántas cuentas hasta ahorita son de las que se tiene conocimiento e intervienen en la triangulación? Porque mencionaron 81 cuentas que faltan por revisar del sindicato o son 81 cuentas en total del sindicato.

Castillo: Son 81 cuentas que tiene detectada la Unidad de Inteligencia Financiera y de estas dos cuentas, se mueve el 77 por ciento del total de los recursos. Entonces, de estas dos de las otras 79, por decirlo así, estas dos concentran casi 7.8 de cada diez pesos del sindicato; y éstas tienen una dispersión sobre tres personas físicas y una moral, que en ningún momento fueron autorizadas por el sindicato para mover recursos. Y eso lo que da origen a esta investigación y en su momento, consignación.

Beteta: Bueno, mencionaban en otras palabras, pero al decir esto ¿sería “la punta del iceberg”? ¿Está bien el término y a qué se refieren?

Castillo: Mira, cuando nosotros decimos “la punta del iceberg” es porque lo que se consignó en su momento o se dio a conocer como beneficiarios finales, efectivamente, viene siendo sólo lo que pudimos acreditar por transferencias internacionales o transferencias hechas a otros países, pero falta ahora todos los recursos que en su momento se pudieron quedar, por decir, en México habría que ver quiénes los utilizaron y que también, a lo mejor, si tú quieres parte de la obviedad o del sentimiento de impunidad o lo que tú quieras, dio pie a que una gran cantidad de dinero fuera utilizado para beneficiar a personas totalmente ajenas al sindicato, totalmente ajenas y que tuvieron estas enormes ventajas de tener estos recursos y que ahora hay que ver después de eso en qué fue triangulado.

No nos podemos aventurar, por supuesto, no nos podemos adelantar; pero sí tenemos que checar la parte adicional, que a lo mejor puede estar ajena al tema del sindicato y que podría haberse utilizado, no quisiera yo especular, porque (inaudible) alguna vez usted dijo, pero podría haber una gran cantidad de actividades en donde se utilizaron esos recursos que no tenían nada que ver con un sindicato y que bajo la premisa de que no puedes tú analizar en este caso este tipo de cosas, yo no le llamaría auditar, pues bueno, durante muchos meses o años, a la mejor hubo una malversación de recursos de ahí, propiciadas en este caso por su presidenta, que posiblemente lo autorizó o el tesorero y que dio pie a todo esta investigación.

Beteta: Bueno, en el cuadro que presenta usted, señor subprocurador, aparecen no sé, muchos nombres y que no se alcanzan a leer, al menos en los periódicos, no tenemos copia del cuadro, pero ¿qué sigue? ¿Habrá otras personas implicadas?

Castillo: Bueno, ya hay personas que han declarado ante la Procuraduría. Estas personas inclusive, ya han señalado otras cuentas, otros inmuebles.

Beteta: Las tres, ¿Nora, Isaías y José Manuel? U otras personas.

Castillo: Otras personas. En el momento de la detención se giró una orden de presentación y localización sobre otras dos personas.

Beteta: Cinco en total hasta ahorita.

Castillo: Así es. Y estas dos personas dijeron: “Nosotros no queremos tener ningún problema, de una vez decimos qué es lo que ha pasado, de lo que tenemos conocimiento, cómo se usaba la triangulación”, etcétera; es bueno, ésta es la información que en su momento la Procuraduría, junto con otros medios de prueba, sigue acumulando para futuras consignaciones.

Beteta: Habrá muchos otros implicados en este ¿qué? ¿Fraude se puede llamar?

Castillo: Pues, ya podríamos entrar a otras figuras. Podríamos tener desde la evasión o defraudación fiscal, podríamos tener una administración fraudulenta, podríamos tener un fraude, podríamos tener cuantas falsas a nombre del personal que no existe, o sea, se podrían seguir dando otro tipo de delitos. Pero para no especular, pues cuando estén integradas. Yo creo, no quisiera decir el éxito o no, pero yo creo que la diferencia o la relevancia de esta investigación a diferencia de otras, es que no detuvimos para investigar, sino se detuvo ya con una orden de aprehensión emitida por un juez, y esto es una circunstancia que no se había visto en los últimos tiempos, aquí no fue “vamos a ver si te encontramos algo, y por lo pronto, te arraigo”, sino que aquí ya con un mandamiento judicial se ejecutó ya con un sustento probatorio, que inclusive, dio pie a que un juez librara una orden de aprehensión.

Beteta: Entonces, ¿habrá muchos otros implicados contra los que se obsequie una orden de aprehensión o de presentación?

Castillo: Pues de presentación, por lo pronto, podríamos pensar que sí; todas estas personas que han recibido los beneficios y que recibieron dinero de estos dispersores tendrán que declarar. Por lo que hace al ejercicio de la acción penal, veremos en su momento, ya que se acredite con periciales contables, sobre quiénes podría recaer algún tipo de responsabilidad penal. No podría decir si son pocas o muchas, quisiéramos ser cautelosos en este tema pero sí; éste es un tema que se tendrá que seguir investigando y que al final dará pie a un número importante de diligencias que falta por hacer.

Beteta: Entonces, ¿habrá más nombres que salgan de toda esta investigación?

Castillo: Es muy probable, es muy probable. La investigación tiene que mantener el sigilo. Lo que ya está en un juzgado pues ya puede ser público, es lo que dio a conocer el señor procurador; pero lo que está en investigación, sí estamos obligados a mantener el sigilo, sobre todo para no alertar a otras personas.

Beteta: Hablando de sigilo, llama la atención, ¿ha sido, podríamos calificarlo así, el secreto mejor guardado en el arranque de esta administración? ¿Cuántas personas estaban enteradas de la investigación en este operativo? Yo creo que máximo unas diez, porque qué bien lo guardaron hasta el momento de los hechos.

Castillo: Bueno, lo que es la ejecución de la orden de aprehensión, que es el operativo para la detención, si bien es cierto, había un número, a lo mejor importante más menos de personas, nadie sabía a quién se iba a detener.

Beteta: Ah, no sabía a quién se iba a detener.

Castillo: Así es.

Beteta: ¿Y cómo funciona eso? ¿Cómo se hace eso?

Castillo: Bueno, en este caso, a nivel operativo, la gente…

Beteta: Ah, se destacan a los elementos, pero no saben por quién van.

Castillo: Así es. Y la mayoría pensó y le hicimos creer que era un miembro de un cártel del narcotráfico.

Beteta: Ah, mire, qué interesante lo que usted menciona.

Castillo: Así es. Y entonces, como tenemos el tema de San Diego, Tijuana, Jalisco, Toluca, aviones privados, helicópteros que iban a esperar…

Beteta: Encajaba muy bien, ¿no?

Castillo: Todos “se fueron con la finta”, exactamente de que podía ser una persona el crimen organizado. Y cuando se vio que había mucho sigilo, cuidado y supervisión, al más alto nivel, entonces todos se fueron con esa idea, pero a nadie, a nadie se le dijo quién era el objetivo hasta el momento de que aterrizó el avión. Y en ese sentido, la gente se enteró, digamos que cinco minutos antes de la detención.

Beteta: Van muchísimas preguntas para usted, me están pasando ahorita tres que resumen aquí afuera: “Señor procurador, ¿una vez recuperado el dinero de los maestros se les regresará y cómo se va recuperar?”

Castillo: Bueno, podría ser parte de la sentencia que los condene a la reparación del daño y que la reparación del daño diga que se tienen que reintegrar estos recursos a los agraviados, pero, digamos, que esto pudiera ser a materia de proceso y en su momento, podrá ser parte de una resolución que será inclusive, impugnada a través de la apelación o del amparo.

Por lo pronto, lo que queremos es dejar totalmente claro y determinar y decir al final, después de meses de investigación, no unas semanas, sino de meses de investigación, podemos decir que en los últimos cinco, seis, siete años hay equis cantidad de miles de millones de pesos que se utilizaron para un objeto distinto a los que son creados en este caso los sindicatos.

Beteta: En este mismo tenor, y esta pregunta viene de Chulavista, California: “Señor procurador, me gustaría saber qué pasará con las con las propiedades de la maestra, serán vendidas y el dinero recaudado y repartido entre los maestros”.

Castillo: Bueno, en este caso se aseguran y se ponen a disposición del juez y ya en su momento, si hablamos de una sentencia condenatoria, procederá el destino de los mismos y sobre esa base, podremos ver si se reintegran, por decirlo así, o son rematados para que sea parte de la reparación del daño a los trabajadores y por supuesto, será una cantidad muy inferior a lo que en su momento fueron usados o utilizados, pero ya eso será objeto de una sentencia, para lo cual faltará peus bastante tiempo.

Beteta: Muy bien, y una pregunta que también se repite: “Señor subprocurador ¿quién sigue?” Están preguntando quién sigue.

Castillo: Por lo pronto, sin “futurear” tenemos que concentrarnos en sustentar bien esta acusación. Probablemente el lunes podamos tener… Bueno, es obvio que se dicte un auto de términos, pero si tenemos auto de formal prisión, inicia propiamente lo que es el proceso penal, ya ante un juzgado y le tocará a la Procuraduría sostener la acusación ante los tribunales.

Beteta: bueno, pues muchas llamadas, fíjese. De Los Angeles, de Chulavista y de San Diego, y sí quiero dar a conocer esto, es interesante y positivo. Dice: “Como paisanos estamos muy orgullosos del licenciado Peña Nieto, espero que poco a poco sigan investigando a los malos funcionarios”.

En fin, señor subprocurador, yo le aprecio muchísimo su disposición para con este espacio.

Castillo: Al contrario, y ojalá que hayamos podido aclarar algunas dudas y estamos a tus órdenes y muchas gracias por el tiempo.

Beteta: Al contrario, estoy seguro que así fue. Gracias, señor subprocurador.

Castillo: Gracias. Muy buenos días.

Beteta: Fue don Alfonso Castillo Cervantes, el es subprocurador de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparos de la Procuraduría General de la República, quien presenta en este cuadro, que todos pudimos apreciar a través de la televisión, la triangulación de recursos.

8:27

Audio Cortesía de CIAM y GA Comunicación

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s